top of page

OCDS PAMPLONA - RETIRO y DESPEDIDA DEL P. ANTONIO VIGURI


DÍA 21 DE MAYO

SOLEMNIDAD DE LA

ASCENSION DEL SEÑOR

Y DESPEDIDA

DEL P. ANTONIO VIGURI






Retiro de mañana. Teníamos programado el día de retiro para el día anterior, sábado, pero a causa de diferentes celebraciones se trasladó a la mañana del domingo.

A partir de la 10 de la mañana fuimos llegando al convento, y ya el padre asistente, P. Viguri, nos recibía en el comedor con el café y las pastas. ¡Así ya se puede empezar bien la jornada!

A continuación, en la salita de reuniones tuvimos la charla del retiro. La charla estuvo centrada en “El Espíritu Santo animador”. En una hoja recibimos las citas y comentarios sobre este tema que nos servirían para orar durante la mañana y prepararnos durante la semana para la próxima Vigilia de Pentecostés. Nos habla el P. Asistente, del Espíritu Santo en el antiguo y nuevo testamento; de los dones y gracias que nos trae a nuestras vidas.


Todo esto, sin perder de vista la solemnidad del día que estábamos celebrando. El mensaje del día no puede ser más claro y esperanzador: “...y sabed que yo estoy (no dice estaré) con vosotros todos los días, hasta el final de los tiempos”.

Una vez terminada la charla queda a nuestra disposición todo el convento para que reflexionemos y recemos en el lugar que mejor nos sintamos. Es de agradecer a toda la comunidad, y en especial al P. Viguri, esta total apertura del convento a los hermanos de la orden seglar.





Misa de la Ascensión del Señor. A las 12,30 nos reunimos en la iglesia grande del convento, Iglesia del Carmen, para celebrar la Santa Misa. Participaron muchas personas en esta celebración, ya que a las que habitualmente asisten a esta Misa se sumaron personas que quisieron estar en la despedida.

El P. Viguri hizo todo lo posible para que nadie se apartara del sentido de la fiesta que celebrábamos, la Ascensión del Señor, pero era claro que todos estábamos deseosos de agradecerle la dedicación que ha tenido para cada uno de los que nos hemos acercado a él. Y en ningún sitio lo podíamos hacer mejor, delante del Señor, la Virgen del Carmen y San José, y los santos del Carmelo. Los participantes en la Eucaristía le obedecimos casi hasta el final.

En la homilía nos recalcó lo agradecidos que tenemos que estar a Dios porque nos ha hecho hijos suyos, y la seguridad, confianza y esperanza que nos da porque nos dice que está con nosotros todos los días de nuestra vida.

La Santa Misa fue muy emotiva, con muchos cantos y palabras de agradecimiento ante su despedida de la comunidad de Pamplona. Durante el ofertorio el P. Javier Compés, organista, interpretó con su habitual maestría “La despedida del misionero”.

Todavía resuena como un estribillo la letra del último canto de la Misa: “Yo dejé casa y pueblo por seguir tu aventura, codo a codo contigo comencé a caminar. Han pasado los años y aunque aprieta el cansancio, paso a paso te sigo sin mirar hacia atrás. Qué detalle Señor has tenido conmigo…” Qué detalle Señor has tenido con nosotros.!

Antes de la conclusión de la Eucaristía se leyeron unas reflexiones llenas de agradecimiento que transcribimos al final de este artículo.





Comida de despedida con la Orden Seglar. A las 2 de la tarde tuvimos en uno de los comedores del convento la comida de despedida. No pudieron asistir las hermanas Pilar y Juani por estar indispuestas. Nos alegró que se hicieran presentes en la misma, Omar, Heraclio y José Mari. A los postres nos acompañó el P. Javier.

Llegamos a mesa puesta y bien surtida. No nos preocupamos ni del menú. Todo lo preparó...el P. Viguri! Y qué bien! No detallamos el menú porque nos alargaríamos mucho.

Hubo muy buen ambiente y, también, buen apetito.

Al finalizar el encuentro se cantó el Himno de la alegría con letra impresa en una postal de Sta. Teresita dedicada al P. Viguri y confeccionada y escrita por Marina. Y de parte de toda la comunidad se le hizo entrega de un pequeño detalle.

Así terminamos una jornada entrañable que no olvidaremos.

Un abrazo a todos los que participantes. Y al P. Viguri…muchas gracias.




Despedida del P. Antonio Viguri leída al final de la Misa




P. Antonio Viguri, reciba nuestra despedida y nuestro cariño al finalizar esta Eucaristía.

Reciba nuestro agradecimiento y buenos deseos. Nuestro agradecimiento porque nos ha abierto su casa a todos los que nos hemos acercado a ella, pero sobre todo, porque nos ha abierto su corazón. Y desde él nos ha hablado y nos ha aconsejado a cada uno de nosotros.

Son muchos los consejos y palabras que recordaremos en nuestra vida diaria.

Nuestros buenos deseos, también son desde el corazón.

La vida hay que completarla llenando de rostros y nombres el corazón. Vd. P. Antonio está en el nuestro, forma parte de nuestras vidas.

Dice Sta. Teresita, este año todo lo dice Sta. Teresita, que recordar a una persona de esta manera, con agradecimiento, con cariño, es ya, rezar por ella.

P. Antonio, así le recordaremos nosotros, con agradecimiento, con cariño.

Así rezaremos por Vd. y con Vd.,.. desde el corazón.

Muchas gracias.


José Manuel Echeverria, OCDS




Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
bottom of page